viernes, 25 de julio de 2014

Caleuche


-"El Caleuche" por Jaime Romero-

Se trata de un legendario barco o buque fantasma perteneciente a la mitología de Chiloé, al sur Chile. Su origen se remonta a leyendas y creencias muy antiguas del archipielago de Chiloé.

Según el libro de Renato Cárdenas, "El libro de la mitología de Chiloé" (1998), el Caleuche recibe varios nombres, formas y fusiones. Podemos encontrarlo bajo el nombre de "Barcoiche", "Buque de Arte" o "Barco de los brujos", entre muchas otras denominaciones que varían según las diferentes versiones de la leyenda.

Versiones

Una de las versiones más populares del e, es el que lo describe como un barco que recoge a quienes mueren en el mar y les otorga una nueva vida a bordo, como tripulantes que disfrutarán la eternidad entre celebraciones y festejos. Como un barco fantasma, solo puede ser visto bajo determinadas circunstancias.
Otra famosa historia cuenta de un barco que hipnotizaba a los pescadores de los mares de Chiloé con hermosas melodías para atraerlos y convertirlos en esclavos al servicio de la fantasmal tripulación. Estos esclavos estarían malditos para toda la eternidad, luciendo sus extremidades torcidas o contorsionadas en dolorosas posiciones.

El "Barco de los Brujos", como también se lo suele llamar, es famoso por las celebraciones que los brujos de Chiloé llevaban a cabo en él, así como las mercaderías que transportaban con ellos. Según la leyenda, los brujos solo pueden subir al barco usando al Caballo Marino Chilote como transporte, ya que por orden de Millalobo (deidad Chiloé de los mares) prohibía el acceso al mismo por otros medios.

Otra versión habla de un barco con conciencia propia, movilizado por la venganza o por algún fin maligno. En estas historias, el Caleuche tiene voluntad y conciencia, siendo considerado un ser mágico más que un objeto flotante.
Según la leyenda, el Caleuche era un buque fantasma que obtuvo conciencia gracias al poder de Millalobo, quien se la otorgó junto con otros poderes. El objetivo de Millalobo era que el Caleuche fuera un lugar de pertenencia para las almas de quienes mueren en el mar, a quienes reclama como sus hijos.
Algunas versiones hablan del poder de la metamorfosis, donde el buque en cuestión, enamorado de una loba marina, se transforma en un gran lobo marino para vivir con ella; pero tiempo después, los pescadores matan a la loba en la Isla de Tenglo. Por tal motivo, el Caleuche jura venganza y brutales muertes contra todo humano que se adentrara en el mar, enviando grandes males al Puerto Montt. A la venganza del Caleuche se le atribuyeron algunas erupciones del volcán Calbuco, grandes incendios y hasta el secuestro de bellas mujeres en el puerto. 

También existen otras versiones que hablan de un barco mágico de comercio o contrabando, incluso se habla de que las versiones de un barco de esclavos y transporte de brujos son algunas de las tantas malicias del barco en afán de su jurada venganza. En todo caso las diferentes leyendas se unen en el origen de esta creencia.

Origen

Si bien no existe un origen puntual para esta leyenda, podemos encontrar varias hipótesis. Una de las más fuertes sugiere una readaptación o influencia de la famosa leyenda europea del "Holandés errante". Por otra parte también existen registros de la desaparición de un barco verídico llamado "El Calanche" de origen holandés y que puso influir en la creación del mito; las desapariciones misteriosas de expediciones españolas en el Estrecho de Magallanes también avivaron la leyenda.

La llegada de buques corsarios holandeses al archipiélago, puntualmente el buque dirigido por Baltazar de Cordes, capturado en la isla en el 1600, también es un buen fundamento para los primeros rumores sobre barcos fantasma en la zona. 

Algunos rumores sostienen que el buque fantasma en cuestión solo era una invención para ocultar mercadería de contrabando en el archipiélago de Chiloé. 
Existen muchas versiones sobre su origen, forma y nombre, pero la idea de un barco de características lúgubres, malignas y que aparece en determinados momentos de la noche son características comunes en todas las versiones del mito.